Stallone Vs Schwarzenegger

Rocky – Conan – Alto o mi madre dispara –  Poli de guardería – Plan de escape

BlogOut_122wSiempre me ha hecho gracia el hecho de que, desde que tengo uso de razón, todo el mundo clame al cielo con los arquetipos y estereotipos femeninos y nunca(repito, nunca) nadie diga nada de los masculinos.

“Es que siempre os presentan como el protagonista, el que puede con todo, el que más liga, el mejor…”. Pues muy bien, yo no quiero esa presión sobre mí. No quiero querer ser el más fuerte ni el más inteligente, no quiero tener que luchar con el destino a puñetazo limpio ni que los ojos se me vayan cuando aparezca un escote.

Cita_122

Ya comenté en “Me basto y me sobro” que no se trata de si unos estereotipos molan y otros no, cualquier estereotipo es malo. Aunque no es menos cierto es que hay muchos hombres y mujeres que se entregan a los estereotipos con una pasión desenfrenada. De ahí el éxito de los gimnasios, el fútbol, las dietas, 50 sombras de Grey y Mujeres y hombres y viceversa

El mundo en general es idiota y a veces nos cuesta trabajo asimilarlo. No nos paramos a pensar que nosotros también somos imbéciles porque no es una cuestión de quien se equivoca o quien no, es cómo actuamos cuando nos creemos justificados.

De pequeño me sentía un poco acomplejado ya que dos de mis ídolos eran Stallone y Schwarzenegger a través de sus películas. En esencia, dos tíos grandes y fuertes que resolvían todo con la violencia.

Ya de niño mi chirriaban los arquetipos sexistas pero ahí estaba yo, idolatrando a dos botarates. También era fan del pressingcatch, como ya comenté en “Wrestling Vs fútbol”…

No sé porqué hablo en pasado…

El caso es que los arquetipos y estereotipos van a estar ahí siempre e incluso a veces son necesarios a pesar de su naturaleza maligna. ¿Qué sería de Hollywood sin ellos, de las historias en general?.

La cosa está en educarnos para no dejarnos llevar, no en prohibir o cambiar personajes de sexo y raza como ya comenté en “Hombre blanco heterosexual”. La clave es educar personas que sean capaces de juzgar objetivamente y no controlar los estímulos a los que se vean sometidos para que “vayan en la buena dirección”.

Los arquetipos y estereotipos son algo intrínseco a cualquier sociedad, necesario pero que no deben tomarse como guías, si no como simples puntos de referencia para poder situarse uno en el mundo.

Cuantos más puntos de referencia mejor, tanto positivos como negativos. Es algo matemático.

No recojamos firmas para que retiren Mujeres y hombres y viceversa, eso es lo fácil, abramos un debate serio de cómo y porqué se ha llegado hasta ahí y poner los medios para evitar que caigan generaciones futuras. Los que ya han caído, yo los doy por perdidos.

Dicho todo esto, al tema.

Yo siempre fui más Schwarzenegger, lo cual no quiere decir que Stallone no me molara pero no sé, quizás porque era más grande o porque hacía más películas frikis, Schwarzenegger me caía mejor.

Me hizo mucha gracia(¿y a quién no?) en la peli de El último gran héroe, el universo paralelo donde vive el personaje de Schwarzenegger, en el videoclub, cuando el prota descubre que todas las películas que había hecho Schwarzenegger, las ha hecho Stallone, incluida Terminator 2, de la que encuentra el mítico póster pero con Stallone.

Stallone también mola, me moló hasta Rocky y mira que no me gustan los “Deportes” pero, claro, ¿qué hombre se puede resistir a una historia de superación a base de puñetazos legales?.

Con guión del propio Stallone, la película consiguió hacer vibrar al público y convertirse en una de las franquicias que más han perdurado.

En ese sentido de puñetazos y tal, me gusta mucho más Conan, ¿dónde va a parar?.  Puestos a dar tortazos, un bárbaro en taparrabos. Increíble y ya mítica adaptación del personaje a la gran pantalla por parte del gran John Milius y en cuyo guión participó Oliver Stone.

Ahí está el tío, bruto como él solo, que opta siempre por golpear primero y preguntar después. Con su gran espada como estandarte fálico, apuntándose a cualquier bronca o aventura peligrosa con el único fin de alimentar su ego.

Tanta testosterona que el tío no pierde el tiempo en romances ni en buscar echar un polvete, a no ser que se lo pongan en bandeja.

Una película sublime.

En la entrada que comentaba al principio, “Me basto y me sobro”, reseñaba otros ejemplos de acción de ambos pero quiero llevar esta pugna ahora por los derroteros de la comedia.

Alto o mi madre dispara, con Stallone, dirigida por Roger Spottiswoode y producía por Ivan Reitman es una comedia bastante conseguida en la que un rudo policía recibe la visita de su madre que se implicará, como todas las madres, en su vida y su trabajo.

De nuevo jugando con los arquetipos y estereotipos, esta vez contraponiendo el tema hombre-mujer y sus relaciones. Una película muy sexista si nos ponemos duros pero con la que todos nos reimos.

Buenísima.

Sin embargo a mi me resultó mucho más graciosa(y creo que a todo el mundo) y sexista la película de Poli de guardería, de Schwarzenegger, del genial  Ivan Reitman en la que un curtido(y gigantesco) policía se ha de infiltrar como profesor en una guardería y proteger a una indefensa Penelope Ann Miller, madre de uno de los niños.

Una película sumamente entretenida y con la que pasar un buen rato. Llena de frases míticas.

Mi corazón se sobrecogió recientemente debido a la gran película Plan de escape. Una pelicula carcelaria en la que salen ambos dos y que quizás debería haber incluido en la entrada anterior, “Prisioneros“. Stallone y Schwarzenegger en una cárcel… ¡Épico!. ¿Qué importa la trama?, ¡lanzáros a verla!.

En fin, como decía, siempre fui más de Schwarzenegger pero que se metiera a político es una espinita que no consigo quitarme del corazón.

Acerca de

Naci, creci y ahora estoy aqui.

Publicado en Ultimas entradas, VS Etiquetado con: , , , , , ,
  • Jacobo Ríos

    Otra vez que volvemos a estar de acuerdo, Schwarzenegger mola más. Empieza a preocuparme coincidir tanto contigo últimamente, mi cerebro debe estar deteriorándose a pasos agigantados, y eso que mis neuronas no mueren a causa de las cervezas que nos debes!!

    Arni siempre lo supo hacer mejor, se posicionó y movió en Hollywood como nadie desde el principio, además, mientras que cuesta recordar películas cómicas de Stalone, de Arnold recordamos un puñado sin pestañear.

    Conan, El Barbaro, es una de las mejores películas de la historia por tantas razones que me faltarían días para escribirlas, cualquiera que la vea y se quedé con la superficie me entristece gravemente, hasta logré que mi padre llegara a apreciarla, y que descubriera que una historia puede ser contada magistralmente aunque su protagonista a penas hable, pero no por eso deje de ser uno de los más inteligentes de toda la obra.

    • Es obvio que impezas a darte cuenta que soy un lider a seguir, pronto, cuando diga “¡Salta!” tu preguntaras “¿Hasta donde, señor?”.

      Como me comentaron por twitter, Stallone es mejor actor pero Chuache tiene mejores peliculas… A ver, que ninguno es que sea un as de la interpretacion, de hecho son menos camaleonicos que un zorro pero de entre los dos, hay que reconocer que Stallone se lo ha tenido que currar mas aunque eso no quita que Chuache tuviera mejores resultados.

      Una cosa que si que me decepciono de Stallone es que use alzas y similares porque no es muy alto, de hecho, en Cobra, en escenas con la que era su mujer, llego a subirse directamente en una caja… Que no es que tenga nada en contra de los que no son altos pero si no lo eres, no lo eres… Vaya, que no era cuestiones de guion si no de amor propio de el…

    • Jacobo Ríos

      Lo siento señor Sables, pero ya sabes que tengo más tendencia de líder que de seguidor, a unas malas, prefiero caminar solo, al igual que Conan cuando se terciaba.

      A Stallone hay que reconocerle muchísimas cosas, por supuesto, pero Arni es Arni y nos ha regalado mejores momentos en pantalla, y de hecho, forma parte de una galería de películas que serán míticas por los restos, por mucho que con remakes, reboots, remierdas (como diría alguien) se cargue un poco el recuerdo.