Quiero ser escriblog

Bored to dead – Gente Pez- Jovenes prodigios – La ventana secreta

BlogOut_095wSiempre me ha gustado escribir, quizás más que leer aunque como todos los mortales salvo Stephen King, he leído más que he escrito. ¿Cómo puede escribir tanto ese hombre?. Con razón lo llaman el caga-libros. A lo mejor tiene más de un libro regulero pero la media general es tan alta que podría publicar un libro lleno de frases incoherentes y lo seguiría petando. Harían la película y yo la comentaría aquí.

No recuerdo que fue lo primero que escribí pero seguramente sería la onomatopeya de algún cómic. Ya a partir ahí fui evolucionando hasta estar esta noche de domingo aquí, con el blog.

Cita_095

Escribir el blog no es algo que haga por gusto(aunque si empiezo a cogerle el gustillo) como ya comenté en una entrada anterior(Los mejores blogs), porque no es solo escribir y ya está. También tienes que hacer de editor, diseñador, informático, comunity manager…

En fin, que me gusta escribir. O más bien es una necesidad, porque esto del blog lo hago deprisa y corriendo. Sin un destino claro y en la mayoría de ocasiones sin frenos. Pero necesito hacerlo. Cada vez que termino de escribir algo, me siento libre, como si hubiese acabado de cagar. Mientras llega ese momento, mi alma es como el estómago que no para de hacer ruidos raros y producirte dolores punzantes y una horrible sensación de pesadez. Te echas en el suelo, doblas las piernas… Te sientas en el váter y te inclinas todo lo que puedes hacia delante y luego te pones derecho. Sientes calor, frío…

En cuanto descubro que ya he terminado lo que me había propuesto escribir, mi alma se libera, dejando un buen zurullo, el cual admiro durante unos segundos en soledad, antes de tirar de la cadena y compartirlo con el mundo.

Supongo que si fuera mujer, hubiera hecho el paralelismo con un parto.

El caso es que sobradamente es sabido que escribir, así como cualquier arte, deporte o hobby sirve de terapia a quien realiza dicha actividad con cierto grado de disfrute o realización. Y la locura es hacer siempre lo mismo esperando distintos resultados, así que supongo que seguiré escribiendo siempre, en un bucle infinito e infernal, esperando distintas cosas; publicar novelas con editoriales de renombre, salir con más top models, que una araña radioactiva me pique…

Si, claro, también espero/quiero ser asesor de la policía… Vaya, que de mayor quiero ser como Castle. Escritor de éxito, friki, asesor de la policía y con una musa de armas tomar.

Pero siendo realistas me veo más como Jason Schwartzman en Bored to death. Un pringaillo alienado, que no consigue escribir(no ya que lo publiquen), que en un arrebato de dar un vuelco a su vida, decide poner un anuncio ofreciéndose como detective privado. Sin licencia ni na de ná. Ahí está el tío, ya comenté también que quiero ser detective.

La cosa es que lo llaman y él se mete en el papel. Resulta bastante chapucero pero consigue ciertos resultados. Sus mejores amigos, un dibujante de relativo éxito(Zach Galifianakis) y un editor totalmente en la cima(Ted Danson), lejos de reprenderle, querrán trabajar con él. Mientras se ponen hasta las cejas de marihuana.

Una serie magnífica que pasó de puntillas aquí en España y creo que también en el resto del mundo. Mejor, no se hizo la miel para la boca del asno.

Con la que me sentí identificado en su momento fue con la peli Gente Pez. Me gustó mucho eso de que los dos protagonistas representaran los dos polos opuestos tiene cualquier escritor, artista o que desempeñe una función de cara al público; el introvertido y el extrovertido. Curiosamente es el extrovertido el que quiere escribir.

La historia es que ambos dos van buscando piso y no contentos con ocupar uno de la abuela del introvertido, deciden alquilar el resto de cuartos. Un friki pro, un músico que la de igual todo y una chica. ¡Una chica!.

En fin, me hizo gracia que el escritor llevara una libreta encima y fuera apuntando cosas que se le ocurrían estando por ahí.

Yo hacía eso al principio de mi época de estudios en Sevilla y no lo recomiendo para nada. Sueles describir personas y a veces, por descuido, la leen. El más chungo de un bar chungo al que no recuerdas cómo has llegado ni sabes en qué dirección correr.

En fin, lo de querer escribir y no poder es una putada. Ya sea porque directamente el folio está en blanco o porque le sobran casi todas las palabras. Estar estreñido o tener diarrea son dos caras del mismo mal.

Que se lo digan a Michael Douglas en Jóvenes prodigiosos. El tío lleva ahí cientos y cientos de páginas escritas de algo que ya ni es capaz de resumir pero él sigue ahí, dale que te pego. De vez en cuando, porque sabe que está estancado.

“Durante el día” es un profesor universitario de escritura creativa, cuya mejor estudiante(Katie Holmes) vive de alquiler en su casa y está perdidamente enamorada de él pero Douglas pasa de tirársela ya que tiene un lio con la mujer del rector. Un lio bastante serio.

Luego está el mejor alumno, Tobey Maguire, que es un rarito y el editor de Douglas, Robert Downey, Jr. que es una loca.

En fin, unos buenos elementos de base para una comedia bastante entretenida.

Me veo de mayor como el personaje de Douglas, incluida su narcolepsia inducida, tema del que hablé justo en la entrada anterior(Dejadme dormir).

Guión de Steve Kloves.

En fin, para terminar, una basada en King, el caga-libros. La enésima vez en la que el prota es un escritor pero esta vez es Johnny Depp, al que además le da la replica John turturro. Dirigida por David Koepp… Así es, amijos, La ventana secreta.

En fin, me gustó mucho eso de la bata raída y las palizas al sofá. Me sentí muy identificado.

Una película muy conseguida que va de que Depp se va al campo a estar solo y a escribir pero aparece un tío algo peculiar diciendo que lo ha plagiado… Comienza así un viaje a la paranoia.

En fin, tras unos instantes de silencio, voy a tirar al fin de la cadena. Hacer el blog regula mi tránsito.

Acerca de

Naci, creci y ahora estoy aqui.

Publicado en Arte y Cultura, Quiero ser..., Ultimas entradas Etiquetado con: , , , , ,
  • Cecínica

    Jajaja. Amor eterno.

  • Pingback: Bitacoras.com()

  • Jacobo Ríos

    Solo he visto La Ventana Secreta, y tampoco fue para tirar cohetes.
    Realmente con este tema se cumple mucho lo de escribir de lo que se conoce, con lo cual muchos tiran al escritor. Es por eso que mis protagonistas siempre son superhombres envidiados por el resto de hombres y deseado por todas las mujeres.

    • Entonces tendre que pedirte derechos de imagen!!