Quiero investigar lo sobrenatural

Cazadores de sombras – Cazafantasmas – Expediente X – Fringe

BlogOut.es_078wAunque cada dos por tres hago una entrada sobre una profesión que me gustaría tener(como detective o asesor de la policía), sin duda, la que más, la que más seria la de investigador de lo sobrenatural. No como ahora, si no en plan profesional.

Disponer de ciertos recursos y logística y gozar de cierto reconocimiento o autoridad sobre el tema. “Esto nos sobrepasa a todos, necesitamos tu ayuda”. No hay problema, son diez mil.

Ya comenté anteriormente sobre las relaciones en mi infancia con los monstruos y luego, en mi preadolescencia con los fantasmas. No soy para nada un erudito pero podría cubrir una baja y dar el pego.

Cita_078

“¿Cree en los ovnis, la proyección astral, la telepatía mental, la percepción extrasensorial, la clarividencia, la fotografía de espíritus, el movimiento telequinético, los médiums de trance total, el monstruo del lago Ness y la teoría de la Atlántida?”.

Sí y si me pagan, más.

Me encantaría que me contrataran en plan detective; que me tuviera que desplazar con mi equipo(una parapsicóloga, un cámara…) a lugares por todo el planeta; mansiones, castillos, cementerios… Revelando secretos que algunos pensaban llevarse a la tumba.

Hombre, supongo que tendría su peligro y que quizás algún fantasma al que toques los cojones en alguna investigación, termine torturándote toda la eternidad, cantándote la canción esa de Enrique VIII o soplándote en la nuca cuando casi te has dormido. En el mejor de los casos.

En todas las películas siempre el fantasma termina por irse o desaparecer, liberarse pero eso yo no me lo creo. Más de uno se debe quedar a pesar de todo y eso para alguien que se dedique a cazar fantasmas podría resultar un gran problema.

Es como si fueras policía y llevaras un manos libres contigo por el que fueran hablándote todos los tíos que has encarcelado… ¿Os imagináis?.

Casi prefiero el rollo Scooby Doo, que al final nunca hay fantasmas; siempre es el jardinero, el dueño del parque de atracciones e incluso el mayordomo.

La única pega es que son castos como ellos solos y entre eso y tantos misterios fallidos, uno terminaría fumando porros todo el tiempo y hablando con el perro. Que ahora que lo pienso, tampoco está mal como ocupación.

“¿Qué a qué me dedico?… Pues no sé, yo les sigo y ellos me dan emparedados”.

xfiles1

La primera serie que recuerdo me hizo pensar en todo esto como profesión fue la de Cazadores de sombras. Recuerdo que era un enano pero ya apuntaba maneras.

La serie es algo disparatada pues trata de ser una comedia pero con misterios “reales”. La historia es que una mujer decide contratar a un antropólogo y a un periodista sensacionalista y algo estrafalario para que investiguen casos de índole sobrenatural.

Está claro que para dedicarte a esto, tienes que estar preparado, tener armas con las que defenderte y en ese aspecto, los Cazafantasmas son los amos absolutos. Ahí van cada uno con su lanza rayos y sus jaulas para fantasmas. Los putos amos. ¿Qué puedo decir de esta película que no se haya dicho ya?. Es de esas que si no la viste de niño, no tuviste infancia y que si no te gusta, es que eres idiota.

Dirigida por Ivan Reitman, que también dirigió la muy digna segunda parte y con un reparto más mítico imposible: Dan Aykroyd, Harold Ramis(el guión es de estos dos primeros), Bill Murray, Sigourney Weaver

Ahora amenazan con un Remake, reboot, remierda… Al igual que de Golpe en la Pequeña china… Me están jodiendo la infancia, la verdad.

¿Qué necesidad hay de tocar esta obra maestra?. Enserio, ¿qué será lo próximo, un reboot de Regreso al futro?.

Los cazafantasmas son clásico donde los haya. La fuerza de choque contra lo sobrenatural.

Pero fue Expediente X lo que le dio verdaderamente seriedad al asunto y profesional. Nada menos que un departamento del FBI especializado… Eso si que iba a ser disponer de recursos e infraestructura… Aunque luego no resultó así.

El caso es que aparte de lo sobrenatural y aberraciones de la ciencia, también tenía sus dosis de conspiración pero según iba a acabándose la cosa, terminaron dándole más importancia a las conspiranoias. Y eso supuso cierto bajón final.

Pero lo cierto es que ahí estábamos todos enganchados a tele 5 por las noches, esperando a ver con que apabullante e inquietante misterio nos encontrábamos.

Con algunos capítulos lo pasabas ciertamente fatal. Es lo que tenía tomarse la cosa en serio. Había dejado de ser un niño que soñaba con una pistola de rayos para atrapar fantasmas y me había convertido en un adulto preocupado por la tensión sexual en el trabajo. Nadie entendió como Mulder y Scully tardaron tanto en zumbarse el uno al otro.

Como culmen a todo esto, tenemos la serie Fringe, toda una joya de J. J. Abrams que consigue sorprenderte a cada momento. A mí me enganchó de sobremanera, quizás porque quedé prendado de Anna Torv, la que luego fuera mi vigésimo séptima esposa.

La historia vuelve a ir del FBI, de la división Fringe que se dedica a investigar cosas raras. Al frente del equipo está la agente Olivia que tiene que incorporar a un científico con un pasado oscuro y que está mal de la cabeza y también al hijo de éste, un buscavidas, que es con el único que parece quiere hablar.

Un papel grandísimo el que hace John Noble como científico loco.

La serie tiene su trama global(además de la episódica) muy bien construida y conclusa. Podéis verla sin temor a quedaros a medias. Eso sí, querréis más. Una de las mejores series que he visto.

En fin, voy a ver si me busco a un colega con furgo, dos amigas y perro porque creo que ya a estas alturas, el FBI no va a venir a buscarme.

Acerca de

Naci, creci y ahora estoy aqui.

Etiquetado con: , , , ,